Entradas

Mostrando las entradas con la etiqueta Pruebas y dificultades

No Dejes a Dios

Imagen
NO HAY RAZÓN ALGUNA PARA DEJAR A DIOS. 
Dios es vida para nosotros, y la única esperanza que tenemos en este mundo incierto. Es imposible que no pasemos pruebas difíciles, que aún hagamos daño a otros u otros nos dañen a nosotros; pues todos somos pecadores y no estamos extentos de fallarle a alguien o viceversa. Todo eso trae un gran dolor a nuestra vida, pero esa no es razón para dejar a Dios.

Jesús mismo dijo: "Estas cosas os he hablado para que en mí tengáis paz. En el mundo tendréis aflicción; pero confiad, yo he vencido al mundo." (Juan 16:33)
Jesús prometió darnos su paz aún en medio de toda dificultad. Por eso no es imposible pasar por las  pruebas. Nadie hemos llegado a pasar todas las pruebas qué pasó el siervo de Dios, Job en un instante. Job perdió sus hijos, sus pertenencias, y aún él mismo fue herido por una enfermedad insoportable. Todo en un momento. Todavía no podía asimilar una prueba, cuando le traían noticias de otra calamidad.

Aún con todo eso Job, quien ama…

La grandeza del Amor de Cristo.

Imagen
SI EL AMOR DE CRISTO POR TI LO LLEVO HACÍA LA CRUZ, CRÉELO QUE POR QUE  ÉL TE AMA TANTO ASÍ, NO TE DEJARÁ JAMÁS EN DERROTA. 

El amor del Señor por ti es demasiado grande. Es un amor verdadero y fiel que jamás encontrarás en nadie más. Cuando una persona ha decidido seguir a Cristo se enfrentará con una decisión que no será fácil. Pues vendrán muchas pruebas y dificultades; y aún habrá personas a su alrededor que buscarán desanimarle en su fe, ya sea con sus acciones o con sus palabras. Y todo esto con el fin de apartarte del amor de Jesús.
El Señor Jesús aún cuando se dirigía hacía la cruz dijo en Lucas 23:31 "Porque si en el árbol verde hacen estas cosas, ¿en el seco, qué no se hará?"
Dando a entender que si la gente por su odio hacía él aún estuvieron dispuestos a crucificarle, que no harían con sus seguidores. Las luchas definitivamente vendrán a los seguidores de Cristo, pero gracias al gran amor del Señor por nosotros también vendrán con ellas nuestra victoria. 
En este pas…